Desinfeccion
Autor: Gonzalo Huertas

EL  PORQUE  DE  LA  DESINFECCION

Las enfermedades infectocontagiosas son de fácil y rápida transmisión, provocadas por agentes patógenos. El ser vivo o agente patógeno que las produce recibe el nombre de agente etiológico o causal. En algunas ocasiones para que se produzca la enfermedad es necesaria la intervención de otro organismo viviente llamado agente intermediario, transmisor o vector, como son los roedores, insectos, murciélagos, etc. Los agentes patógenos de este tipo de enfermedades generalmente son virus o bacterias.

El contagio es indirecto cuando se tocan objetos contaminados (pañuelos, ropa sucia, ropa de cama, vendajes, utensilios utilizados por el enfermo) o mediante un portador (persona o animal que alberga microorganismos infecciosos sin presentar síntomas de la enfermedad). Los alimentos y las partículas del polvo atmosférico también pueden ser portadores de gérmenes. Las moscas son los reservorios más peligrosos de agentes infecciosos y, por lo tanto, las transmisoras de las peores enfermedades.

ENFERMEDADES VÍRICAS O VIROSIS

Son las enfermedades producidas por virus. Entre las más comunes se encuentran la varicela, la gripe, la fiebre hemorrágica Argentina, la rabia, la hepatitis virósica, el sarampión, la rubéola, la parotiditis (paperas), en los humanos En los animales domésticos como los canes, el parvovirus, moquillo, hepatitis, entre otras.

ENFERMEDADES BACTERIANAS

En muchas enfermedades bacterianas, como en la tuberculosis, la meningitis y la fiebre tifoidea, se ha advertido una notable disminución de la frecuencia y la mortalidad, pero en otras, como la difteria, la tos convulsa y el tétanos, el tratamiento más eficaz son las medidas preventivas.

Por lo tanto, cuando se realiza una desinfección, se eliminan estos agentes causales, cortando la cadena de contagio y previniendo el desarrollo de enfermedades.